1.5.10


Ortifus, El Mercantil Valenciano (10/04/27)

1 comment:

CHucky said...

Parecemos tontos: estamos haciendo el juego a China y nos van a acabar poniendo a cuatro patas.

Comerciamos con China, pero nos olvidamos de que es una dictadura (presuntamente) comunista.

Vamos, que el pueblo está para servir al Estado (y este a las empresas de mandatarios, mandamases y amiguetes). Vamos, que el pueblo tiene dos opciones: trabajar en régimen de semi-esclavitud, o un tiro en la nuca (la bala la paga la familia). Claro, así hasta yo consigo unos precios de producción bajísimos.

La dictadura china produce a precios irrisorios a base de someter a su pueblo; contra eso ninguna democracia puede competir.

¿Qué pasará cuando China tenga suficiente poder como para superar comercialmente a las más importantes empresas occidentales?

¡Zas! En toda la nuca.